Nivel Experto

Cajas de cambios CVT, cómodas y ahorradoras

17 Nov , 2015  

Comparte en redes sociales:

Cajas de cambios CVT, cómodas y ahorradorasAhorran combustible, mejoran el confort y van en coches medianos o pequeños. Por fin, las cajas de transmisión continua variable sin secretos.

No las pierdas de vista, porque en 2017 estarán ya presentes en casi uno de cada diez vehículos fabricados. Las cajas CVT o de transmisión continua variable se utilizan sobre todo en coches pequeños y medianos y ofrecen un buen ahorro de combustible, especialmente en la función start/stop. Al principio eran comparables a las automáticas de tres, cuatro o cinco velocidades, pero desde la introducción de las versiones de seis, siete y ocho velocidades, las CVT se han perfeccionado para igualar el consumo.

Se trata de un tipo de cajas de cambio muy popular en Asia, sobre todo en Japón y China. Los principales fabricantes de estas cajas automáticas de variador continuo son Robert Bosch, que elabora el 95% y se basa en correas, y LuK, que las fabrica de cadenas.

Como son unas cajas muy ligeras, su bajo peso en comparación con otras ofrece a cambio un pequeño ahorro de combustible. Además, son sencillas, por lo que su fabricación también lo es. También mejoran el confort del conductor porque permiten que los cambios de velocidades sean suaves y sin vibraciones.

Las cajas CVT, por dentro

Examinemos ahora el interior de estas cajas. Las CVT cuentan con dos poleas unidas por una cadena o una correa. Una bomba ejerce una presión hidráulica para variar la relación entre las poleas. Al cambiar la distancia (radio) entre las dos partes de cada polea, varía también la velocidad a la que se mueve la correa o la cadena. Así, una polea aumenta su radio mientras que la otra lo disminuye.

Como resultado, cambia el par, pero la tensión de la correa se mantiene. Esos cambios en los radios crean una variación continua de los ratios, de ahí el nombre de estas cajas CVT.

Un aceite para cada fabricante

En cuanto al aceite que necesitan estas cajas, sus características dependen mucho del diseño. De hecho, las necesidades de fricción del aceite que baña las cajas de cambios CVT son distintas según el material utilizado para fabricar la polea (metal), la cadena (metal o caucho) o incluso la correa.

Las mejoras que se han incorporado en estas cajas implican cambios en el variador y su disminución de peso, la incorporación de una transmisión auxiliar con engranajes planetarios, el rediseño de la bomba del aceite, así como de las correas y su metalurgia.

Todo esto significa que cada fabricante requiere productos específicos. Esto es así porque las características de fricción correa/poleas exigen aceites adaptados a sus condiciones.

Al principio se utilizaban aceites de cajas automáticas, pero como las especificaciones del sistema CVT han ido cambiando, actualmente se emplean productos diferentes.

La principal diferencia con un lubricante ATF es la necesidad de un único coeficiente de fricción para el sistema formado por la correa o cadena y las poleas. De hecho, debe ser elevado para reducir las fuerzas de compresión y mejorar la eficiencia. También ha de ser adecuado para los embragues húmedos del convertidor de par.

De esta manera, un coeficiente de fricción alto y estable implica una baja posibilidad de que la correa o la cadena sufran deslizamientos bajo ciertas condiciones de carga. También ayuda a que se desgasten menos.

Pero las exigencias a los lubricantes para cajas de transmisión continua variable no se acaban aquí: tienen que contar con una viscosidad adecuada, proteger los materiales contra el desgaste por fatiga, ser compatible con dichos materiales, eliminar espuma y ofrecer estabilidad a la oxidación, entre otras muchas.

Además, estos lubricantes deben tener características especialmente severas en la estabilidad de la viscosidad y la protección antidesgaste. De hecho, la viscosidad tiende a situarse entre 5,5 y 6 cst para aumentar el ahorro de combustible. Por eso es tan importante contar con un aceite realmente adecuado a cada caja de cambios, que realmente tenga la capacidad de mantener su funcionamiento en perfecto estado.

Si te preguntas cuándo se deben realizar los cambios de aceite en una caja CVT, que sepas que los períodos se encuentran entre los 60.000 y los 150.000 kms según el vehículo.

Comparte en redes sociales:

, ,

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Sin valoraciones)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.
Los campos necesarios están marcados *.
Le recordamos que Este blog es participativo, aunque TOTAL ESPAÑA se reserva el derecho a la revisión y moderación de los comentarios recibidos en el mismo.Para más información, consultar nuestra sección de normas del blog (http://totalblog.es/normas-de-participacion-blog-total/ )

*

*