Children karting on start

Territorio Total

Lubricantes y combustibles para karts que cuidan la cantera

3 May , 2019  

Comparte en redes sociales:

Estos vehículos también requieren productos diseñados a su medida para triunfar.

¿Sabías que los lubricantes y combustibles para karts hacen mucho por las carreras de Fórmula 1 que tanto disfrutas? Las competiciones de karts son una gran escuela para los futuros campeones del automovilismo, que aprenden a conducir y competir en estos circuitos desde que son muy jóvenes.

Una larga lista de pilotos de alto nivel de la Fórmula 1 ha comenzado sus pasos en la competición gracias al karting: Fernando Alonso, Carlos Sainz Jr., Michael Schumacher, Lewis Hamilton y Max Verstappen son solo algunos de ellos.

Tiene colgado el sambenito de ser un deporte menor, pero la emoción de una carrera de karts hay que vivirla. La cercanía de la pista, las carreras que se suceden a lo largo del fin de semana, el suspenso constante y la belleza de la lucha por la victoria están ahí para acelerar los corazones de pilotos y público.

Estas competiciones, además, no solo son una auténtica fábrica de pilotos, sino también de mecánicos y especialistas del automóvil. Por eso son un lugar ideal para comenzar a comprender desde muy pronto la importancia técnica de los lubricantes y los combustibles de alto rendimiento.

 

Una máquina más compleja de lo que parece

Un kart es una máquina de diseño aparentemente simple. Sin embargo, la competición somete a estos vehículos a una elevada exigencia. De hecho, es un deporte de alto nivel en el que los equipos profesionales se miden con la misma intensidad que en las grandes competiciones de Fórmula 1.

Por eso, los productos que exigen los modestos pero potentes karts están diseñados a partir de un nivel de calidad exigente que garantiza el óptimo desempeño en carrera.

Normalmente, los motores de kart suelen ser de dos tiempos (2T). Su cilindrada oscila entre los 50 cc y los 250 cc. Como en cualquier otro motor de 2T, es fundamental que el lubricante se mezcle perfectamente con el combustible. De esta manera, logrará lubricar el sistema de manera correcta.

De hecho, un exceso de lubricante puede ocasionar problemas serios. Por ejemplo, la formación de depósitos, barnices y humo no deseado. Para evitarlos, es fundamental que el lubricante, sobre todo en aplicaciones de competición, tenga un contenido de cenizas lo más bajo posible. Esto se debe a las condiciones severas que se suelen dar en las carreras, con importantes niveles de temperatura, presión y revoluciones.

Así, se minimizarán los depósitos que tienden a formarse cuando hay cenizas en el aceite que se quema en la cámara de combustión. Es la manera de evitar algunos problemas típicos de los motores de 2T, como el pegado de los anillos o averías por formación de depósitos en las bujías y el resto del motor.

 

¿Y qué ocurre con el combustible?

Está claro que un lubricante de alta calidad logrará ofrecer la protección que requiere un kart. ¿Y qué pasa con el combustible? Pues que también debe dar la talla, porque es la principal fuente de energía de estos vehículos.

Por eso es muy importante que el combustible que se suministra a un kart sea de la mayor calidad posible. En competiciones reguladas, además deberá estar incluido dentro de la lista de productos homologados por la CIK-FIA para la temporada correspondiente.

Un combustible de competición debe garantizar que, sin importar las condiciones, su desempeño será siempre uniforme. Esto se logra gracias a las formulaciones estandarizadas de estas gasolinas.

Las gasolinas comerciales cumplen un mínimo legal de calidad. A partir de ahí, pueden variar su formulación, siempre y cuando lo hagan dentro de un determinado rango legal. Sin embargo, las de competición no presentan variaciones químicas que puedan dar pie a diferencias sensibles en el rendimiento. Es decir, siempre rinden al máximo, por eso siempre ofrecen el mismo desempeño.

 

¿A más octanos, obtendré más potencia?

Esta es una creencia típica, pero no se debe seguir esta norma. La recomendación siempre es recurrir al octanaje adecuado en función de las especificaciones y reglamentaciones de la competición, o bien al recomendado por el fabricante del motor. Este suele indicar los octanos y otras especificaciones técnicas que debe cumplir el combustible.

Sin embargo, en un entorno de competición, no existe una regla de oro para recomendar gasolinas, sobre todo cuando los motores han sido armados, reforzados o modificados. Especialmente en estos casos conviene consultar a un especialista para que realice una recomendación a medida. Luego, solo queda probar y medir si se trata del tipo de gasolina adecuada.

Sí, los lubricantes y combustibles para karts son tan importantes como cualquier otro tipo de fluidos, ya sean de alta competición o de uso diario. Por eso, recurrir a productos de alta calidad que garanticen una llegada rápida y segura a la meta es la mejor opción. Tampoco se debe olvidar cambiarlos con regularidad para que el motor vaya como la seda y la emoción no se pierda.

Comparte en redes sociales:

, , ,

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Sin valoraciones)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.
Los campos necesarios están marcados *.
Le recordamos que Este blog es participativo, aunque TOTAL ESPAÑA se reserva el derecho a la revisión y moderación de los comentarios recibidos en el mismo.Para más información, consultar nuestra sección de normas del blog (http://totalblog.es/normas-de-participacion-blog-total/ )

*

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a sus hábitos de navegación. Puede obtener más información leyendo nuestra Política de protección de datos y cookies