Errores

Errores de mantenimiento de tu coche que te pueden salir caros (II)

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (9 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…
Comparte en redes sociales:
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Share on email
Share on tumblr

Evitar averías dolorosas y costosas es muy sencillo: solo debes prestar a tu coche la atención que merece y no cometer estos errores.

¿Recuerdas cuando iniciamos el recorrido por algunos errores de mantenimiento comunes en los vehículos? Entonces te hablábamos, entre otras cuestiones, de lo que ocurría si no se cambia a tiempo la correa de la distribución o si se rellena de más el cárter. Hoy vamos a completar ese camino con algunos otros fallos habituales que podrás evitar solo con prestar un poco de atención.

Sin aceite en el motor

Es malo el exceso de aceite de motor, como ya te hemos contado, pero quedarse sin él también es un problema grave. El motor es uno de los elementos más importantes del coche, por eso hay que mimarlo. Y uno de sus cuidados elementales pasa por el aceite.

Si el nivel de lubricante es bajo, las piezas no estarán bien lubricadas, por tanto, se producirán fricciones y subidas de temperatura. Estas pueden conducir a la fisura de componentes, roturas o incluso al fatídico gripado del motor.

Simplemente con controlar asiduamente los niveles de aceite prevendrás graves daños. Ten en cuenta que el coste medio de un cambio de aceite es de unos 75 euros, dependiendo del modelo del coche. Sin embargo, cuando el motor se queda sin aceite y no te has molestado en revisarlo, puede llegar a gripar. En este caso, la reparación es muy costosa e incluso puede consistir en la sustitución del motor. Dependiendo de las piezas afectadas, el coste puede superar los 3.500 euros.

Sin líquido refrigerante

Es otro fluido vital para que el motor de tu coche siga con vida. Como bien indica su nombre, el líquido refrigerante sirve para refrigerar el motor y evitar que se sobrecaliente. Además, evita la corrosión, protege de las bajas temperaturas exteriores y previene frente a formaciones calcáreas.

Lo mejor que puedes hacer es revisar regularmente el nivel del líquido refrigerante y, si es necesario, rellenarlo. Cambiarlo solo cuesta unos 70 euros, según el vehículo. En cambio, si te quedas sin él, el motor se sobrecalienta y esto provoca graves averías, la más común de las cuales es la rotura de la culata. En esta ocasión, la reparación te dolerá mucho en el bolsillo, pues su coste podría alcanzar los 3.000 euros.

Problemas con el turbo

¿Sabías que te puedes cargar el turbo por errores en la conducción? El problema es que, si se avería, la factura por repararlo puede oscilar entre los 1.000 y los 1.500 euros.

Para evitarlo, lo fundamental es que no se caliente en exceso. ¿Y cómo hacerlo? Por un lado, déjalo al ralentí un par de minutos al arrancar para que se lubrique bien. Procura no subir de revoluciones mientras el motor está frío y, en general, practica una conducción no agresiva. Por último, no apagues el motor nada más parar: deja que el turbo se enfríe un poco.

Caja de cambios

No es una avería muy habitual, pero sí una de las más graves -entre 1.000 y 3.000 euros, en función del modelo-. Si quieres evitar posibles problemas con la caja de cambios, cambia de marcha con suavidad y, aunque parezca una tontería, no apoyes tu mano en la palanca de cambios. El peso puede generar un rozamiento indebido entre elementos mecánicos.

Embrague

Es un elemento que utilizamos constantemente, así que siempre existen probabilidades de que se estropee, algo que puede traducirse en una factura de hasta 1.300 euros. Para evitar posibles averías, debes pisar el pedal suavemente y siempre hasta el fondo, para que las marchas engranen bien. Nunca debes mantener el pedal pisado en los semáforos, ya que podrías llegar a quemar el embrague sin darte cuenta, este es uno de los errores más comunes entre conductores noveles.

Un correcto mantenimiento de tu vehículo lo mantendrá alejado de todos estos problemas. Si eliges productos de calidad y adecuados a tu automóvil, su vida útil aumentará y su rendimiento seguirá siendo óptimo durante más tiempo.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (9 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…
Comparte en redes sociales:
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Share on email
Share on tumblr

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.
Los campos necesarios están marcados *.
Le recordamos que Este blog es participativo, aunque TOTAL ESPAÑA se reserva el derecho a la revisión y moderación de los comentarios recibidos en el mismo.Para más información, consultar nuestra sección de normas del blog

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a sus hábitos de navegación. Puede obtener más información leyendo nuestra Política de protección de datos y cookies