¿Azul o negro, el humo en el escape del coche? Esto es lo que significa

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…
Comparte en redes sociales:
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Share on email
Share on tumblr

Algunas averías se pueden manifestar por el color azul de los gases de escape. Te lo contamos.

¿Recuerdas cuando te hablábamos del humo blanco que sale del escape de tu coche? Entonces ya te adelantábamos que los distintos colores de estos gases pueden indicar la existencia de un problema. Sin embargo, no siempre es así: aunque te alarmes, no siempre un humo negro tiene que ser señal de una avería. Eso sí, tampoco el humo blanco es siempre una buena señal.

¿Y qué ocurre cuando el humo del coche es azul? ¿Cómo saber si el humo negro que emite tu coche es normal? A continuación, te ofrecemos algunas claves que te servirán para reconocer las señales que envía tu vehículo a través del escape.

Humo azulado y oloroso en el escape

¿Has notado que tu coche expulsa un humo de color azulado? No importa si es diésel o gasolina, si ocurre esto, lo más probable es que el motor esté quemando aceite.

En estas circunstancias, el color del humo puede presentar distintas tonalidades entre el blanco y el azul. Lo que lo hace muy distinguible es su densidad: si el vehículo quema aceite, será muy espeso y desprenderá un olor característico, similar al del aceite de cocina quemado.

¿Por qué ocurre esto? Pues porque parte del aceite de motor está entrando en la cámara de combustión, donde se quema junto con el carburante. Este es un problema causado normalmente por un desgaste excesivo en los segmentos de los pistones o en las guías del tren de válvulas. También puede deberse a un problema con el turbo o la junta de la culata.

Si aparece este humo azulado al acelerar, lo más probable es que el problema esté situado en los segmentos de los cilindros. Si se da al decelerar, este humo azul puede indicar un problema en las guías del tren de válvulas.

El problema con la quema de aceite en la cámara de combustión es que pueden resultar dañados otros elementos del vehículo, como el catalizador o el filtro de partículas. Por eso es tan importante que revises frecuentemente el nivel de aceite y, si notas alguno de estos síntomas, que lleves tu coche lo antes posible al taller para que lo revisen.

Humo negro en el escape

Cuando un vehículo emite humo negro, muchos conductores se alarman. Sin embargo, esto no tiene por qué indicar una avería en el vehículo. Por ejemplo, este humo negro suele aparecer cuando aceleramos a fondo, sobre todo en el caso de los vehículos diésel más antiguos y sin filtro de partículas.

Si las bocanadas de humo negro aparecen solo al pisar a fondo el acelerador, no hay necesidad de alarmarse. Sin embargo, si persisten al circular normalmente, sí que pueden indicar que existe algún problema.

Este humo negro se suele ver perfectamente por norma general. Está formado sobre todo por partículas de hollín, un subproducto de la combustión incompleta del carburante. Se suelen producir por una mala combustión dentro del cilindro porque la mezcla es excesivamente rica. Es decir: existe un exceso de combustible, o bien una falta de oxígeno en esa mezcla.

En estas situaciones, el motor genera un mayor consumo de combustible y también una mayor cantidad de emisiones contaminantes. Además, produce hollín en mayor medida, lo que supone otras consecuencias no deseables para el lubricante: se contamina más y se vuelve menos viscoso por culpa de la dilución de combustible en el aceite. Esto afecta directamente a sus propiedades de lubricación, con el peligro de desgaste y avería que conlleva.

El exceso de carburante en la mezcla suele deberse a una sonda lambda defectuosa, inyectores en mal estado o un regulador de presión de combustible que no funciona bien. Por otro lado, la falta de oxígeno en la mezcla se puede deber a un filtro de aire sucio, un caudalímetro en mal esto o incluso un problema con la válvula de recirculación de los gases de escape EGR, si el vehículo la equipa.

Conducir en estas condiciones no solo no es recomendable, sino que, además, puede resultar peligroso. Hacerlo puede provocar otros problemas más importantes, por eso se debe llevar el coche al taller lo antes posible.

Utilizar un lubricante de calidad y adecuado al motor de tu coche te puede ayudar a reducir muchos riesgos y averías costosas. Por eso siempre debes apostar por este tipo de productos, que te ayudarán a mantener tu vehículo en plena forma durante más tiempo.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…
Comparte en redes sociales:
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on pinterest
Share on email
Share on tumblr

5 comentarios en “¿Azul o negro, el humo en el escape del coche? Esto es lo que significa”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.
Los campos necesarios están marcados *.
Le recordamos que Este blog es participativo, aunque TOTAL ESPAÑA se reserva el derecho a la revisión y moderación de los comentarios recibidos en el mismo.Para más información, consultar nuestra sección de normas del blog

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a sus hábitos de navegación. Puede obtener más información leyendo nuestra Política de protección de datos y cookies