Humo

Consejos

¿Humo blanco en el escape del coche? Esto es lo que significa

10 Mar , 2020  

Comparte en redes sociales:

Los colores de los gases de escape pueden indicar problemas. Aprende a reconocerlos.

Casi forman parte de la familia. Se compenetran tan bien con nosotros, que a veces pensamos que solo les falta hablar. No estamos hablando de las mascotas, sino de nuestros coches. Y resulta que, en ocasiones, sí que se comunican con nosotros. Por ejemplo, mediante el color de los gases que emite el sistema de escape. ¿Sabías que, en ocasiones, el humo blanco indica una avería? ¿O que no siempre el humo negro es un problema?

Todos los vehículos con motores de combustión interna generan humos que se expulsan a la atmósfera a través del tubo de escape. El color, el olor y la densidad de los humos que emiten pueden darnos alguna pista sobre el funcionamiento del motor.

Cómo sospechar que algo no va bien

Lo más habitual es que los humos de escape del vehículo sean incoloros o poco visibles. Sin embargo, estos humos pueden ser bastante evidentes en ocasiones, con olores y colores característicos: blanco, azul o negro.

De hecho, si alguna vez percibes que sale un humo denso con algún color u olor anormal, probablemente sea un síntoma de que algo no va bien. Incluso si no se ha encendido ningún testigo en el cuadro de instrumentos.

Si sucede esto, conviene que prestes atención a tu vehículo y no dejes pasar mucho tiempo. De lo contrario, el problema se agravará.

Cómo interpretar los colores del humo de escape

Vamos a enseñarte a interpretar el color de los humos de tu vehículo. Si prestas atención, podrás saber si tu coche tiene algún problema y necesitas revisar su estado. En esta ocasión te vamos a hablar del humo blanco del escape y en qué ocasiones puede señalar una avería.

Humo blanco ligero en el escape

Si detectas un humo de color blanquecino al arrancar el coche en frío, no debes preocuparte. Es algo muy habitual en esas circunstancias. Si el humo es poco denso, semitransparente y no tiene un olor característico, no es más que simple vapor de agua.

Ten en cuenta que los humos de combustión están formados, en parte, por vapor de agua. Es el resultado del proceso de combustión natural del carburante. Cuando arrancas el motor y este todavía está frío, parte de ese vapor de agua entra en contacto con el aire exterior, se condensa y se convierte en ese humo blanco que verás salir por el tubo de escape.

En función de la temperatura exterior y la humedad relativa, la densidad de ese vapor variará. Es decir, cuanto más frío y más humedad haya en el ambiente, más denso será este vapor. A medida que el motor y el sistema de escape se vayan calentando, la condensación tenderá a disminuir y el vapor, a desaparecer paulatinamente.

Como tal vez te resulte difícil distinguir el tipo de humo que emite el coche, te vamos a contar un truco para ayudarte a comprobarlo. Si tapas el tubo de escape con una hoja de papel blanco, el humo irá formando gotitas sobre él. Si esas gotas se evaporan gradualmente y no dejan manchas de aceite, sabrás que son de vapor de agua,

Humo blanco persistente en el escape

Si observas que el humo que emite el escape de tu vehículo es visible y persistente, incluso en un día templado y con el motor a temperatura normal de funcionamiento, entonces puedes tener un problema serio.

Por norma general, ese humo blanco persistente suele ser síntoma de una fuga en el circuito de refrigeración. Significa que parte del líquido refrigerante está entrando en la cámara de combustión y se está quemando junto al combustible. Por eso, conviene que compruebes el nivel del líquido refrigerante.

Esta es una avería que puede deberse a una fuga en la junta de culata, en la propia culata o en el bloque motor. Y no es ninguna broma. Ten en cuenta que la presencia de refrigerante en la cámara de combustión reduce la película protectora de aceite en sus paredes. Esto puede provocar un desgaste excesivo a causa del aumento de la fricción y elevar la temperatura del motor por encima de sus márgenes de seguridad. Además, parte de este refrigerante podría llegar al aceite depositado en el cárter y provocar un descenso de la viscosidad del lubricante, además de degradarlo.

Hay veces en las que el humo blanco en caliente se puede asociar a una mezcla pobre de aire y combustible, normalmente por una mayor proporción de aire. Puede ser un síntoma de avería en el sistema de inyección del carburante. En ocasiones, el color del humo de escape de tu coche no es blanco, sino azul o negro. En un próximo post te contaremos qué indican estos colores sobre su estado y cómo debes actuar si los detectas.

Comparte en redes sociales:

,

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (6 votos, promedio: 4,00 de 5)
Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.
Los campos necesarios están marcados *.
Le recordamos que Este blog es participativo, aunque TOTAL ESPAÑA se reserva el derecho a la revisión y moderación de los comentarios recibidos en el mismo.Para más información, consultar nuestra sección de normas del blog (http://totalblog.es/normas-de-participacion-blog-total/ )

*

*

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerle una mejor experiencia y servicio, de acuerdo a sus hábitos de navegación. Puede obtener más información leyendo nuestra Política de protección de datos y cookies